Viaje a Italia: Circuito Sur y centro de Europa: Italia, Alpes y París

Duración 12 día/s, 11 noche/s
  • MAY
  • JUN
  • JUL
  • AGO
  • SEPT
  • OCT
  • NOV
  • DIC
  • ENE
  • FEB
  • MAR
  • ABR
Completo
Circuito: Sur y centro de Europa: Italia, Alpes y París
DURACIÓN: 12 día/s, 11 noche/s
Completo

La opinión de nuestro guía

Begoña Gayán
Planificar un viaje siempre es complicado… Decidir el destino, cuantos días estar en cada ciudad, que hoteles reservar, que ver… casi siempre nos falta tiempo, a veces desconocemos el idioma y todo esto nos complica aún más la cosa. ¿Has probado hacer un tour organizado? ¡Te aseguro que es toda una experiencia! ¡Sólo hay que decidir el lugar a donde se quiere ir, abrir la mente y dejarse llevar por expertos!
Leer más
Begoña Gayán Guía especializado en Circuitos por Italia
Un viaje único que nos llevará a visitar lo mejor de tres países en tan sólo doce días. No se puede pedir más, sólo que lo disfrutemos a tope.

Sí, visitaremos tres países en doce días. Y lo veremos todo. Todo lo importante. Todo lo bonito. Todo lo que vale la pena. Porque este viaje está estudiado para que quién lo elija no se pierda nada. Roma, el centro del Imperio Romano, nos espera con su espectacular patrimonio histórico, cultural y arqueológico. Florencia, la Ciudad del Renacimiento con tesoros artísticos. Venecia y el Gran Canal con sus góndolas y vaporettos. Zúrich, cosmopolita y moderna y, por último, la ciudad más romántica del mundo, París, con sus grandes avenidas, su Torre Eiffel y tanto por ver y por descubrir.

Itinerario

Día 1: España - Roma. Ilusión por comenzar nuestro viaje.

RÉGIMEN Cena.
Transporte Vuelo
ALOJAMIENTO Hotel

Para empezar, ¡Roma! Un plato fuerte. Son muchos los lugares que visitaremos estos días, así que vamos a coger impulso para no dejarnos nada.

En una primera aproximación, podremos visitar algunos sitios más emblemáticos de la ciudad. Tras acomodarnos en el hotel, tendremos la opción de recorrer la Roma de noche. No cabe duda de que todo adquiere otra dimensión bajo la magnífica iluminación con la que muchos de los monumentos de la capital italiana cobran vida en las horas nocturas.

La iluminación de la Piazza Navona con la fuente de los Cuatro Ríos, la Fontana de Trevi, la plaza de España son algunos de los que no puedes perderte. Y si aún te quedan fuerzas, puedes dar una vuelta por uno de los barrios más famosos de la ciudad, el Trastévere. Desde el final de la tarde hasta altas horas las calles medievales y los numerosos bares y pubs se llenas de residentes y turistas en busca de diversión.

Día 2: Roma. Con los ojos bien abiertos

RÉGIMEN Desayuno. Almuerzo.
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Panorámica de Roma
ALOJAMIENTO Hotel

Probablemente sea el monumento más conocido y más visitado de Roma. Hablamos del Coliseo, todo un símbolo de la ciudad. Una visita que nos trasladará a la época en la que los gladiadores luchaban a vida o muerte sobre la arena bajo la atenta mirada del público.

El Capitolio, la colina sagrada de la Antigua Roma, donde se levantaba el gran templo de Júpiter es otra parada obligada, así como la visita a los Foros Imperiales, una de las áreas arqueológicas e históricas más famosas de todo el mundo, que alberga muchos de los edificios y templos del antiguo gobierno de Roma.

Los amantes del arte no pueden perderse los museos Capitolinos, que constituyen la muestra de arte pública más antigua del mundo y en la que podemos admirar obras de grandes artistas como Tiziano, Caravaggio, Tintoretto, Bernini, y Veronese.

Y en Roma hay dos fuentes que no podemos dejar de ver, la Fontana de Trevi donde es obligado lanzar una moneda si queremos asegurarnos el retorno a la ciudad eterna, y la fuente de los Cuatro Ríos, en la Piazza Navona, obra de Bernini.

Y, por supuesto, una de las joyas de la ciudad es la Capilla Sixtina y sus frescos, obra de Miguel Ángel , que tardó cuatro años en pintar la bóveda, desde 1508 hasta 1512.

Para acabar, el puente Sant’Angelo sobre el río Tíber, nos permite disfrutar de una vista impresionante de la ciudad y del río, y, además, es el testimonio del último trabajo de Bernini.

Día 3: Roma (opcional a Pompeya, Nápoles, Capri). Siempre en movimiento

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

A continuación, nos trasladaremos a Nápoles donde obtendremos una breve panorámica de la ciudad, cuyo centro histórico ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. La catedral de Nápoles o de San Gennaro es el monumento religioso más importante de la ciudad, también destaca la Basílica de Santa Clara es de estilo gótico, construida en el siglo XIV sobre unos baños romanos. La plaza del Plebiscito es una de las plazas más elegantes de Nápoles y también una de las más grandes de Italia y el Castel dell’Ovo, una ciudadela fortificada, destaca por las magníficas vistas de Nápoles y su bahía con el Vesubio de fondo, son otros de los lugares que no conviene perderse.

Acabamos el día en la isla de Capri, punto de encuentro de la alta sociedad y uno de los lugares más selectos del mundo. Centro vacacional desde la época de la antigua República romana, sus grutas son un espectáculo.

Día 4: Roma - Asís - Siena - Florencia. Arte y más arte

RÉGIMEN Desayuno. Cena.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Salida hacia Asís, ciudad de origen etrusco y patria de San Francisco. Tiempo libre para conocer las basílica, en cuyo interior podremos observar magníficos frescos realizados por Giotto y Cimabue además de visitar la tumba del santo. Otros lugares que deben visitarse en Asís son el castillo medieval ubicado en lo alto de la colina que domina la ciudad y la Basílica de Santa María de los Ángeles que data del siglo XVI y el lugar en el que Francisco falleció en 1226.

Volvemos a subir al autocar, esta vez con dirección a Siena, que tuvo la más floreciente banca de Italia en el Siglo XIII, y conoceremos su centro histórico medieval. ¿A quién no le suena la famosa fiesta del Palio? En la Piazza del Campo, una de las plazas medievales más grandes que se conservan, en la que se celebra dos veces al año está tradicional festividad, que data del siglo XII.

También merece la pena acercarse hasta el El Palazzo Pubblico con su fachada que combina ladrillo y mármol blanco y con una torre de 88 metros de altura desde la que también podemos obtener una vista panorámica de la ciudad. Por último, la catedral el Duomo, construida entre los siglos XII y XIV, de la que destacan el baptisterio y la cripta.

Todavía habrá tiempo para llegar a Florencia, la capital de la Toscana y cuna del Renacimiento, gracias al mecenazgo de los Médici. Un ‘paseo’ inolvidable y que ningún viajero debería perderse.

Día 5: Florencia. Mirar, ver, creer...

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Panorámica de Florencia
ALOJAMIENTO Hotel

En Florencia se respira arte en todos sus rincones. Conocida como la cuna del Renacimiento algunos de los mayores tesoros de artistas como Leonardo Da Vinci, Miguel Ángel, Dante, Botticelli se pueden admirar en sus museos, iglesias y catedral.

La catedral Duomo Santa María del Fiore, con su gran cúpula, construida en el siglo XV por Brunelleschi es una de las principales atracciones de la ciudad. Justo enfrente de la fachada del Duomo hallamos otra de las maravillas con las que nos sorprende esta ciudad, una réplica de las Puertas del Paraíso, una obra construida por Ghiberti. la plaza de la Signoria, con el Palazzo Vecchio y su conjunto de estatuas y fuentes de una gran riqueza artística es otro lugar muy recomendable.

Uno de los puentes más famosos de Florencia, el Ponte Vecchio, que cruza el río Arno, es otro imprescindible y si subimos al mirador de Piazzale Michelangelo obtendremos una de las mejores vistas de la ciudad.

Florencia es arte en estado puro y es normal encontrar a verdaderos artistas callejeros a lo largo y ancho de la ciudad. Para los amantes del arte, Florencia tiene algunas de las pinacotecas más famosas del mundo, entre las que destacan la Galería Uffizi con obras de genios del Renacimiento como Botticelli, Leonardo da Vinci, Miguel Ángel, Rafael o Tiziano.

Otros lugares recomendables para ver arte en Florencia son la Galería de la Academia, donde podemos admirar el famoso David de Miguel Ángel y el Museo Nazionale del Bargello o el Museo Galileo, que recoge una de las colecciones más grandes del mundo de herramientas e inventos desde el Renacimiento.

Día 6: Florencia - Pisa - Padua - Venecia. La ilusión perdura

RÉGIMEN Desayuno. Almuerzo. Cena.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Dejamos atrás Florencia con su magnífica catedral, sus museos y pinacotecas e inciamos nuestro recorrido hacia dos encantadoras ciudades que también nos aguardan con muchos tesoros.

Pisa es nuestra primera parada. Aquí tendremos tiempo libre para visitar el monumento más destacado, su mundialmente famosa Torre Inclinada. Sin embargo, pocas personas conocen que en realidad no es una torre sino el campanario del Duomo. Los 58 metros de altura de la torre tienen una inclinación de 5 metros con respecto al eje perpendicular y sus seis pisos fueron levantados a lo largo de doscientos años.

Pisaes también es la ciudad que vio nacer al físico Galileo Galilei y cuenta con otros edificios destacados como El Duomo y el baptisterio, dedicado a San Juan Bautista, ubicado en el extremo occidental de la catedral.

El Palazzo della Carovana es una de las obras arquitectónicas más notables de la ciudad. Diseñado por el famoso Giorgio Vasari y construido entre 1562 y 1564, es la antigua sede de los caballeros de Pisa.

La bella Padua, famosa por su universidad y por haber sido elegida por el gran William Shakespeare para ubicar la acción de su novela “La fierecilla domada” nos espera.

En Padua destaca la Basílica de San Antonio de Padua y el Palazzo della Ragione con sus históricas obras de arte, la Capilla de los Scrovegni alberga unos frescos de Giotto y para acabar nuestro recorrido podemos pasear por Pratto della Valle, la plaza más grande de Italia.

Día 7: Venecia. Protagonistas de la ‘postal’ tantas veces imaginada

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Ferry
Visitas Paseo en barco por Laguna Veneciana
ALOJAMIENTO Hotel

La plaza de San Marcos, icono de Venecia junto al Gran Canal, alberga algunos de los edificios más signifcativos de Venecia, como la Basílica de San Marcos o el Palacio Ducal. En el primero no podemos dejar de subir al Campanile para obtener las mejores vistas de la plaza, mientras que el Palacio Ducal, de estilo gótico se alza majestuoso formando el conjunto arquitectónico más famoso y más fotografiado de la ciudad.

Pero para ver algunos de los palacios y edificios más emblemáticos lo ideal es embarcarse en una góndola o en un vaporetto y recorrer el Gran Canal, que atraviesa toda la ciudad dividiéndola en dos partes. El puente de Rialto, saldrá a nuestro paso durante nuestro paseo, al igual que el majestuoso Ca d'Oro, uno de los palacios más espectaculares de la ciudad, que actualmente alberga la Galería Giorgio Franchetti.

El Hotel Gritti y el Palazzo Ca' Pisani Moretta son otros de los edificios que podremos contemplar desde el Gran Canal.

Además de por el Gran Canal, Venecia permite la navegación por otros canales menores por los que llegamos a las islas más conocidas del archipiélago, San Andrés, el Lido o Murano entre otras.

Si queréis descubrir otra Venecia, la más alejada del bullicio turístico no debéis perderos uno de los barrios más carismáticos de la ciudad, el Ghetto, residencia de la población judía desde el siglo XVI. Perderse por sus callejuelas, comercios, bares, restaurantes es una oportunidad para descansar y ver “otra” Venecia.

Día 8: Venecia - Lucerna - Zúrich ¡Nos vamos a Suiza!

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy nos adentramos en Suiza. Primero, recorrido por la Italia continental, en paralelo a la cadena montañosa de los Alpes hasta llegar a la frontera con la Confederación Helvética, recorriendo en primer lugar la Suiza Italiana, conociendo el cantón del Tesino, pasando junto a bellas poblaciones como Bellinzona o Lugano.

Lugano, ciudad suiza de habla italiana, es la más grande de la región del Ticino. La tranquilidad se respira en esta pequeña localidad ubicada a los pies del lago que le da nombre. El Monte San Salvatore y Monte Brè se erigen como guardianes de la ciudad y si subimos hasta alguno de ellos obtendremos una magnífica vista de la ciudad y del lago.

A continuación nos acercaremos hasta Lucerna, con un rico patrimonio arquitectónico, lleno de históricos edificios, puentes y plazas, es una ciudad realmente bonita. El puente de la capilla es, sin duda, el icono de la ciudad. Es el puente de madera cubierto más antiguo de Europa y el segundo más largo del continente. Es un paso obligado para cruzar de la parte Antigua de la ciudad a la moderna.

Otros lugares destacados para visitar son la iglesia de los Jesuitas, la primera gran iglesia de estilo Barroco de Suiza. Y entrando en el casco histórico nos encontramos con dos de las plaza más singulares de la ciudad, la plaza del Vino y la plaza del Grano, con sus edificios de los siglos XVI y XVII y una antigua farmacia que data del año 1530.

En el barrio de Museggmauer nos detendremos en la muralla medieval con las siete torres que se conservan en perfecto estado. Es posible subir a tres de las torres, entre ellas la Torre del Reloj, la más antigua de la ciudad.

Día 9: Zúrich - París ¡Y hoy, nos vamos a París!

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy cambiaremos de país. Dejaremos Suiza y nos iremos a Francia... Entraremos en el país galo y atravesaremos las regiones del condado de Alsacia y la Bourgogne, hasta llegar a la capital, París. Por la noche, si así lo queremos, tour por el "París Iluminado", en el que podremos descubrir la ciudad considerada más bella del mundo.

Recorreremos sus plazas, la isla de la Cité, el lugar donde se fundó la ciudad. En este lugar se encuentran algunos de los edificios más destacados de París, la catedral de Notre Dame, la Sainte Chapelle, le Conciergerie, además de un buen número de bares y restaurantes.

Podemos continuar nuestra escapada noctura por el barrio latino, situado entre el río Sena y la catedral de Notre Dame, aquí se encuentra la Universidad de la Sorbona, una de las más antiguas de Europa. Y no nos podemos perder la zona de Saint Michel y recorrer la rue de la Huchette, una calle llena de restaurantes.

Contiuamos nuestro periplo hasta los Campos Elíseos con sus dos kilómetros de extensión flanqueado en un extremo por el Arco de Triunfo y en el otro por la plaza de la Concordia, permite un paseo sosegado por la noche.

La Torre Eiffel iluminada es un auténtico espectáculo que no hay que perderse. Con sus 324 metros de altura fue realizada en 2 años, 2 meses y 5 días. Se puede subir por la escalera o con el ascensor: en el primer piso se puede pasear por las tiendas, en el segundo se ubica el famoso restaurante Jules Verne y en tercer piso disfrutar de las magníficas vistas de la ciudad.



Por la noche, la torre se ilumina gracias a un faro instalado a su extremidad, y dotado de 2 haces luminosos que llegan hasta unos 80 km, y al brillo de 20 000 bombillas.

Día 10: París. Amanece en París...

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Panorámica de París
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy toca conocer a fondo París, así que después de desayunar nos ponemos en marcha para realizar una visita panorámica de la ciudad. Conoceremos los edificios y monumentos más característicos de la capital francesa: la plaza de Concordia, que se encuentra situada entre los Campos Elíseos y los Jardines de las Tullerías . Probablemente sea la plaza más famosa de París debido a su turbulento pasado. Cabe recordar que durante la Revolución Francesa se instaló en el centro de la misma la guillotina en la fueron ejecutadas más de 1.200 personas, entre ellas Maria Antonieta, Luis XVI o Robespierre.

La plaza de la Concordia puede ser nuestro punto de partida para recorrer los Campos Elíseos, la avenida más famosa de París en la que, además de algunas de las tiendas más lujosas de París, se ubican edificios de gran belleza como el Palacio del Descubrimiento, el Petit Palais, conocido como Museo de Bellas Artes de la Ciudad de París, en el que se exponen colecciones artísticas desde la antigüedad hasta 1920 y el Grand Palais, ubicado justo enfrente, uno de los monumentos parisinos más emblemáticos. Fue construido para la Exposición Universal de 1900, y destaca por su inmensa cúpula acristalada.

Los jardines de las Tullerías son otra de las zonas verdes de París donde pararse a descansar un rato. Desde el siglo XII este espacio fue ocupado por fábricas de "tuiles" (especie de tejas) y huertas, hasta que Catalina de Médicis, en el siglo XVI, mandó construir un palacio con su jardín. Así que el de les Tuileries se convierte en el más antiguo jardín de la ciudad y también el primer jardín público.

El Museo del Louvre es otra de nuestras visitas de hoy. Si queremos ver a fondo todas las colecciones que alberga, probablente no nos baste una jornada entera. Pero merece la pena seleccionar mundo, tales como la Gioconda, la Balsa de la Medusa, la Venus de Milo, la Victoria de Samotracia…

Día 11: París. No perdemos detalle

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy tendremos dos opciones o seguir recorriendo París a nuestro aire o elegir las excursiones opcionales. La primera excursión será al palacio de Versalles. Los inmensos jardines de Versalles son una de las mayores atracciones de Versalles. Perderse por ellos recorriendo sus recovecos es un auténtico placer. Su inmensidad, sus rincones y la inconfundible configuración de sus espacios les convierten en una atracción nº 1 en Francia.

También se puede visitar el Gran Trianon, un Palacio de Versalles a escala menor, de corte más modesto, que fue mandado construir por Luis XIV para escapar de la rigidez de la Corte.

La catedral de Notre Dame, de estilo gótico, será otra de las visitas que realizaremos hoy. En esta catedral, donde tuvieron lugar acontecimientos destacados de la historia de Francia, como la coronación de Napoleón y Enrique IV, destacan sus dos torres de casi 70 metros de alto en la fachada.

Es posible subir a ellas a través de sus casi 400 escalones para no perderse las vistas de la ciudad desde esa posición privilegiada.

Y veremos, por supuesto, el campanario de la catedral en el que habitaba el famoso personaje protagonista de la novela de Víctor Hugo, “Nuestra Señora de París”, Quasimodo.

Día 12: París - España. Expectativas cumplidas

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Vuelo

Y como todo tiene un final, llega el momento de hacer las maletas y de volver a casa. No habrá sido un sueño. Las nuevas amistades y lo recuerdos en forma de vídeos, fotos o compras, constatarán una realidad que jamás olvidaremos. Tendremos tiempo libre hasta la hora que nos indiquen el traslado al aeropuerto para tomar el vuelo a España...

Alojamientos previstos o similares

Los hoteles previstos según la categoría seleccionada serán los siguientes:

Nuestro producto más accesible, basado en hoteles de 3* con la mejor relación calidad/precio. Para Francia y Alemania, que usan un criterio de clasificación diferente, se utilizarán hoteles de 2* identificados como 2* S.

ibis Styles Paris Mairie de Montreuil
Montreuil

ibis Styles Paris Mairie de Montreuil

ibis Firenze Nord Aeroporto
Florencia

ibis Firenze Nord Aeroporto

Radisson Hotel Zurich Airport
Rumlang

Radisson Hotel Zurich Airport

Dorint Airport-Hotel Zürich
Zurich

Dorint Airport-Hotel Zürich

Opiniones de nuestro guía
Begoña Gayán
- Begoña Gayán -
Guía especializado en Circuitos por Italia

¡Te enseñan con detalle los lugares, te cuentan las leyendas, la historia, curiosidades, costumbres, artesanía y gastronomía local y un sin fin de cosas a parte de conocer a gente fascinante durante el viaje, con la que compartirás ésta increíble aventura!

Viajar siempre es interesante, pero yo destacaría un circuito en especial: El Italia-Alpes-París ¿por qué? Porqué en sólo 12 días recorres tres países, conociendo todo lo que no te puedes perder en tu primera visita a estos lugares, es un circuito muy completo.

En Italia empezaremos por la ciudad eterna: Roma. Donde encontraremos desde el patrimonio histórico, cultural y arqueológico hasta las grandes avenidas de la moda Italiana Fendi, Gucci, Prada … y restaurantes donde probar sus deliciosos “Spaghetti Cacio e Pepe”. En Florencia, arte por todos los sentidos, cuna del Renacimiento, donde han vivido muchos de los artistas de la época como Leonardo Da Vinci, Michelangelo, Dante… y donde se come la mejor carne del país, no te pierdas la “bistecca alla fiorentina” con un poco de vino Chianti, no olvidarás tu paso por la ciudad!

Y que decir de Venecia! Esa ciudad misteriosa sobre el agua, con sus carnavales, sus canales, sus góndolas, sus palacios y sus rincones escondidos increíbles para tomar un aperitivo “spritz” o una pasta “Frutti de mare” Pisa con su torre inclinada desafiando a la gravedad, o Siena con su “Piazza del Campo” en forma de abanico, donde se realizan las famosas carreras de caballos el: “Palio”

No pueden faltar en nuestra visita a Italia conocer importantes basílicas, a parte de la de San Pedro en el Vaticano, como la de Padua o Asís. Allí acudieron los primeros “turistas”, guiados por la fe y la devoción, los peregrinos, que venían de diferentes partes del mundo para ver los santuarios y reliquias de los santos como las de San Antonio o San Francisco.

Del arte pasamos a la Naturaleza: Suiza con sus majestuosos Alpes y lagos. Sin duda, las dos ciudades de referencia son: Lucerna, por ese urbanismo medieval y Zurich por su centro financiero con sus bancos y bolsa de valores. ¿quién no quiere tener una cuenta bancaria ahí, pasear entre montañas y lagos, tener un “Rolex” y cortar queso “Gruyère” con una navaja suiza! Yo me apunto ya!!

Y vamos a terminar nuestro viaje con estilo chic! : la ciudad de París ¿qué nos ofrece esta ciudad? Historia, Arquitectura, Museos y centros de arte como Louvre, palacios reales como Versalles, la ciudad del amor, de la luz, del perfume, avenidas como los “Champs Elysees” o de las famosas tiendas de los mejores diseñadores de alta costura de: Dior, Chanel, Yves Saint Laurent, Louis Vuitton… Mejor no comer muchos creps, ni “macarons” …pero que no falte el “champagne” en un espectáculo nocturno en un cabaret pero ¡cuidado, que allí “te cortan la cabeza”!

Es sólo una pincelada de lo que te puedes encontrar en este viaje organizado, os lo recomiendo a todos, a los que quieren disfrutar viajando y a los que quieren conocer un poco de todo, abarca desde el inicio de nuestra cultura, arte, arquitectura, naturaleza hasta un toque de glamour “¡Oh la la!”